Lo más importante de la Estructura de una Campaña Electoral

En este periodo electoral es de vital importancia conocer la estructura de una campaña electoral, pues teniendo un punto de partida y una meta es más viable lograr el éxito durante la contienda. Te compartimos en esta guía los pasos a seguir de acuerdo con Galo Limón, conferencista internacional y experto en cómo ganar una campaña política.

Estructura de una campaña electoral

INVESTIGACIÓN PREVIA

Para lograr el éxito se necesita (como en casi todo) una imprescindible investigación antes de generar la estructura de campaña. Lo que se buscará esclarecer son las siguientes cuestiones:

1.-La Percepción Ciudadana. ¿Qué es lo que piensa la población que se desea liderar? ¿Qué imagen se tiene del candidato? ¿Y de la actual administración?

2.-Las Demandas Ciudadanas. ¿Cuáles son las principales necesidades de la gente? Hay que recordar a lo largo de toda la campaña (y ya estando en el poder) que el punto toral de la política y un cargo público es Servir al pueblo.

3.- El Benchmarking de Adversarios. El concepto del benchmarking tradicionalmente se atribuía solo al mundo empresarial; sin embargo, en la actualidad este concepto se ha abierto a distintas ramas como el sector del servicio público. Lo que se busca con esta práctica, es “tomar lo bueno del otro y tropicalizarlo/personalizarlo” en nuestro candidato. Una herramienta para analizar a los adversarios en comparación con nuestro candidato es realizar ejercicios FODA. Con esto se pretende potenciarnos sobre los otros contendientes.

4.- El Estudio Ingeniería Electoral. Por último, también se requiere identificar diferentes variables como lo son: quiénes son los líderes, organizaciones, sindicatos o instituciones que apoyan a nuestro contendiente, quiénes están en nuestra contra y quiénes son indiferentes. Conocer a los “jugadores” nos pondrá un paso adelante.

Lo más importante de la Estructura de una Campaña Electoral

Con toda esta información y métricas obtenidas en la investigación, se generan y arman las propuestas de campaña. Una vez teniendo estas, se desarrolla uno de los puntos más clave:

1.- La Estrategia. Con el objetivo bien identificado se generan tácticas de campaña ( el cómo y el dónde) y es entonces cuando se comunica la estrategia. Esta, a su vez debe contener estos elementos:

a) Los Mensajes. ¿Qué se desea comunicar?

b) El  Mercado Meta. ¿A quiénes se enviarán los mensajes?

c) Los Medios de Comunicación.  ¿A través de que herramientas y medios se llegará al mercado meta?

d) El Momento. ¿Cuándo se emitirán los mensajes? ¿Cuándo se quiere llegar al segmento de la población?

Para saber si un proceso funciona o no es necesario evaluar, y en una campaña electoral es imposible prescindir de ello. Con esto podremos darnos cuenta si nuestra tendencia electoral va subiendo, si permanece o si ha disminuido y al mismo tiempo será posible tomar decisiones para modificar o no la estrategia.

Es imperante tener por escrito estos aspectos de acuerdo con nuestro candidato, puesto que servirán de guía en el transcurso de las semanas.  Por último, recuerda también definir detalladamente el objetivo en número de votos, ya que no se puede llegar a la meta si no se sabe dónde queda.

Recursos Adicionales:

  • Galo Limón, experto en Marketing Político Emocional.  Conferencista Internacional.